Entradas

Mostrando entradas de 2011

Reforzando lo bueno

No se por qué en nuestros hogares nos inculcaron más el "no hagas " que el "tú puedes" y esos engramas se nos quedan grabados de manera indeleble , crecimos con el anticipo de los fracasos y desconfiando de lo positivo ; generaciones atrás esto pasaba desapercibido y el mundo seguía adelante pero en estos tiempos de zozobra es cuando más ocupamos lo positivo y la certeza de poder hacer las cosas bien. Como no ha habido muchas raíces en nuestro inconscientes sobre esta actitud entonces por lo menos deberíamos reforzar a las personas que nos rodean cada vez que hacen acciones productivas dentro del marco del bien ,así hay que aplaudir al honrado , puntual , bondadoso , solidario ,amable,honesto, etc.etc.  Tradicionalmente le guardamos asiento o esperamos al impuntual , celebramos la astucia de alguien para hacer trampa , al egoísta lo admiramos porque "cuida lo suyo" el ser impulsivo se toma como asertividad  en fin ,lo que estamos haciendo es cultivando l…

El celular y sus contradicciones

Nadie entiende  esa necesidad que tenemos del celular, lo más sencillo es decir que facilitó la comunicación  y es cierto aunque nos ha llevado al extremo de creer que controlamos todo pero no es cierto ,es la falsa certidumbre de lo que siempre tiene un margen de lo desconocido , es indudable que nuestra poca tolerancia a la incertidumbre ha salido favorecida con este artilugio. Curiosamente el impacto más visible del celular es cuando estamos en un grupo con gente conocida pero que no nos interesa mucho la interacción , entonces el celular nos sirve para aislarnos  , aun con gente que queremos mucho nos gana la compulsión de estar viendo el dichoso aparato , creando molestias comprensibles en los demás que quieren de nosotros el contacto físico y emocional. Cuando vamos por un pasillo y no queremos saludar , ¡eureka !tomamos el celular y agachamos la cabeza , ya no necesitamos fingir que estamos hablando sino que pretendemos que atendemos un mensajito y si es blackberry pues mejor …

Cambio de los engramas

Lo que le ocurre a la humanidad es hasta cierto punto inaudito, estamos en un proceso de retroceso de los componentes más vitales   como son los valores, la sociabilidad y la justicia . Dentro del amplio panorama de los valores , se ha despertado la corriente del antivalor ,en un intento de robotizar los pensamientos para fomentar la frialdad  ,quitar todo resto de emocionalidad y vivir sólo para lo superficial . La sociabilidad no nos interesa , nos movemos en este campo sólo en caso de que haya un interés muy particular , por ejemplo ahora sonreímos cuando es necesario no por naturalidad y satisfacción ,saludamos también con similares propósitos y las amistades en lugar de aumentar su número se están reduciendo , quedándonos en una burbuja imaginaria ,solos contra el mundo. La justicia no se ejerce desde el momento que no buscamos la equidad en cada paso que damos , la inteligencia se dirige hacia la astucia mal intencionada que fomenta el oportunismo . El resultado de esta nueva …

Es mejor hacer el bien

Vivimos en un mundo despiadado , entre más somos menos nos queremos y   soportamos , esa es la verdad, ya llegamos a los 7000 millones de seres humanos y como desde los inicios de la vida compartida han existido desigualdades e injusticias de todo tipo ahora con tanta población el impacto es mayor en los que menos tienen ;menos comida ,  menos proteccion , trabajo, justicia  ,oportunidades . La mejor manera de vivir no es dañar a los demás sino colaborar y ayudar para que la brecha no sea tan abismal , al hacer el bien contribuimos con un grano de arena para nivelar un poco el desequilibrio en la humanidad. No debemos dañar a otros sólo para sentirnos mejor ante nuestras propias frustraciones ,probemos la experiencia de ayudar y veremos que sentiremos alivio a nuestras calamidades , nada se pierde con hacerlo,seamos responsables de nuestras propias acciones y no busquemos en otros la culpabilidad ,hacer el bien es el único instrumento que nos queda ante el caos galopante que ya nos e…

El dinero en el suelo

Tuve la visita de mi madre y de mi tía que viajaron desde Choluteca y en el transcurso de la plática ellas me contaron que mi abuela les decía, cuando estaban adolescentes, esta frase"llegarán los tiempos en que el dinero estará en el suelo sin que nadie lo recoja porque no habrá nada que comprar con él".
Me quedé sorprendido de la sabiduría de una mujer que apenas había pasado el sexto grado pero eso sí pasaba leyendo mucho y el recuerdo de sus enseñanzas serán para siempre en todos los que la conocimos y también en los que no la conocieron porque nosotros nos encargamos de contarles tantas vivencias cargadas de riqueza en valores que fortalecían la convivencia en armonía con nuestros semejantes .Ella murió en 1987 y su recuerdo se presenta todos los días de mi presente.
La deshumanización sigue un proceso sin retorno , todo el daño que nos hacemos entre los seres llamados todavía humanos ,es por el dinero, como la crónica de una auto destrucción anunciada ,porque busca…

Las patologías nos abruman

Con tantas ediciones de DSMs(manual diagnóstico y estadístico de los trastornos mentales) todo parece indicar que las patologías van con rumbo a ser ilimitadas, la vida moderna nos moldea de tal forma que hemos perdido la brújula y la pausa.
El precio del urbanismo se está convirtiendo en algo demasiado alto , parece que vivimos para ,estresarnos , angustiarnos, desvelarnos .
Lejos del anhelado equilibrio mental ,van surgiendo en nosotros más patologías y aunque con el tiempo muchas cambian en el sentido de que las aceptamos con otro nombre siempre están naciendo otras .
El ser humano se deshumaniza , se fragmenta socialmente y nos cerramos individualmente lo cual nos visualiza la paradoja de que entre más somos menos nos conocemos y menos nos apreciamos ,pronto llegaremos a los 7000 millones de habitantes , el futuro no se presenta promisorio ,tendremos guerras por el agua , el oxígeno la comida y la tierra sana .
Lo mejor sería empezar con la reconversion de levantar la cabeza y …

Interactuar para mejorar

El aislamiento y su consecuente fobia a la interacción social a la que nos ha sometido el urbanismo nos despedaza la higiene mental , es una de las tantos beneficios perdidos con la formación de la gran ciudad, ya no queremos ni saludar , conversar , compartir o ayudar a los que conocemos mucho menos a los desconocidos .
La sonrisa y el saludo sólo son armas con un propósito determinado , cuando necesitamos un favor o anticipamos que en un futuro cercano esa persona nos beneficiará con algo entonces si somos amables , la hipocresía social ya es parte indisoluble de la sociedad actual.
Interactuar con otros favorece la higiene mental , lejos de eso estar aislado en los recintos familiares sólo causa efectos positivos a los miembros de la familia pero necesitamos de los demás para crecer , nadie es absoluto ni autosuficiente .
Compartir y hacer el bien sólo por la satisfacción de hacerlo sin premeditación es la mejor expresión de la humanidad , perdida en la jungla de cemento.

La mente administra nuestro tiempo

Se afirma que el tiempo es una dimensión subjetiva a pesar de que existen hasta relojes atómicos para medirlo con extrema precisión . Y .....ciertamente lo es , el tiempo pasa con mayor o menor velocidad dependiendo de la percepción de la realidad , a cada uno de nosotros nos toca administrar nuestro tiempo pero no de la manera simplista como tener una agenda para todo un día , semana ,mes o el año.
La gran protagonista de el sentir como pasa el tiempo por nosotros es la mente, ese proceso interno vitala aunque muchos la quieren descartar como el motor del cuerpo ; lo que hacemos internamente con ese proceso da como resultado percibir como pasa el tiempo ,los problemas y la búsqueda de sus soluciones consume las energías y los días ,las alegrías también aceleran la velocidad por ejemplo si estamos en buena compañía se nos "esfuman los minutos" , si tenemos una deuda que no podemos pagar pasamos angustiados y queremos que el tiempo no pase tan rápido sobre todo si se trata pag…

La complejidad de la mente humana

Con mi grupo de formación de investigadores de la Unidad de Investigación de la carrera de Psicología UNAH , comentábamos el pasado viernes , como está de complejo analizar la forma de pensar del ser humano , ya no nos podemos guiar por la lógica o por el sentido común porque la mentalidad del actual ser humano va muchas veces en contra de estos dos factores que antes eran el pilar de la vida cotidiana . Ahora percibimos la realidad de una manera muy particular, a nuestro modo ,sólo pensando desde la perspectiva individualista.
A medida que somos más en esta tierra es al contrario que tenemos que pensar , hay que hacerlo desde el enfoque colectivo , sé que es difícil porque la verdad es que poco nos soportamos unos a otros y esa presión nos manda al individualismo ,pero no sobreviviremos de esta manera, no observemos a otros como la competencia a la que hay que derribar muy por el contrario y en esto hay que ser individualista , hay que competir con uno mismo sin fijarse en los demás…

Ahorro Generalizado

Cada año que pasa se nos presenta como un gran reto,nos enfrentamos al calentamiento global , menos agua, alimento y trabajo , si no nos hemos dado cuenta ,ya hay poco espacio para todos , sólo nos queda optar por el ahorro generalizado ,debemos de reconocer que nuestros hábitos desmesurados para lograr a toda costa la vida confortable sin sacrificio ha dado como resultado que la tierra se resienta minuto a minuto .
Uno de los grandes ahorros que tenemos que hacer este año es en el papel, lo tratamos como si fuera un recurso inagotable , gastamos a más no poder y cada hoja representa un sacrificio en los pocos árboles que nos quedan, ya no deberíamos consumir tanto papel,a la larga el efecto dominó será terrible porque al no haber árboles se agotará el oxigeno respirable , el agua potable y estaremos cada vez más vulnerables a las inundaciones y los deslaves.
Parece fantasía pero muchos grupos poblacionales que tienen acceso a la comida también la despercidian mientras otros ni sueña…