Entradas

Mostrando entradas de julio, 2011

Las patologías nos abruman

Con tantas ediciones de DSMs(manual diagnóstico y estadístico de los trastornos mentales) todo parece indicar que las patologías van con rumbo a ser ilimitadas, la vida moderna nos moldea de tal forma que hemos perdido la brújula y la pausa.
El precio del urbanismo se está convirtiendo en algo demasiado alto , parece que vivimos para ,estresarnos , angustiarnos, desvelarnos .
Lejos del anhelado equilibrio mental ,van surgiendo en nosotros más patologías y aunque con el tiempo muchas cambian en el sentido de que las aceptamos con otro nombre siempre están naciendo otras .
El ser humano se deshumaniza , se fragmenta socialmente y nos cerramos individualmente lo cual nos visualiza la paradoja de que entre más somos menos nos conocemos y menos nos apreciamos ,pronto llegaremos a los 7000 millones de habitantes , el futuro no se presenta promisorio ,tendremos guerras por el agua , el oxígeno la comida y la tierra sana .
Lo mejor sería empezar con la reconversion de levantar la cabeza y …

Interactuar para mejorar

El aislamiento y su consecuente fobia a la interacción social a la que nos ha sometido el urbanismo nos despedaza la higiene mental , es una de las tantos beneficios perdidos con la formación de la gran ciudad, ya no queremos ni saludar , conversar , compartir o ayudar a los que conocemos mucho menos a los desconocidos .
La sonrisa y el saludo sólo son armas con un propósito determinado , cuando necesitamos un favor o anticipamos que en un futuro cercano esa persona nos beneficiará con algo entonces si somos amables , la hipocresía social ya es parte indisoluble de la sociedad actual.
Interactuar con otros favorece la higiene mental , lejos de eso estar aislado en los recintos familiares sólo causa efectos positivos a los miembros de la familia pero necesitamos de los demás para crecer , nadie es absoluto ni autosuficiente .
Compartir y hacer el bien sólo por la satisfacción de hacerlo sin premeditación es la mejor expresión de la humanidad , perdida en la jungla de cemento.